Informe Especial: Cinco novedades contenidas en la reglamentación de la Ley N° 19.691, que estableció normas para la promoción del trabajo de las personas con discapacidad en la actividad privada.

 

 

En el día de ayer se publicó en el Diario Oficial el Decreto N° 73/2019 (en adelante “el Decreto”) que reglamenta la Ley 19.691 aprobada en el mes de noviembre de 2018 (en adelante “la Ley”) y aclara algunas de las dudas que planteaba la regulación original, las cuales expondremos brevemente a continuación.

1- Concepto de “trabajadores permanentes”El Decreto define a los “trabajadores permanentes” como aquellos empleados que no son contratados de forma transitoria y define a estos últimos como aquellos que se encuentran bajo las modalidades de contrato a prueba o ensayo, por temporada, por zafra, a término o por obra determinada.

2- Acerca del contenido de los llamados o convocatorias y posibilidad de acceder a datos de posibles postulantes.Se regula la difusión de los llamados por parte de los empleadores y la posibilidad de estos de acceder a datos de potenciales postulantes y se establece que el llamado debe:

  • Ser difundido de forma adecuada;
  • Aclarar que el llamado comprende a personas con discapacidad en cumplimiento con la Ley;
  • Incluir las condiciones e idoneidad que requiere el cargo para ocupar las vacantes del llamado; y
  • Detallar el número mínimo de puestos que se prevé cubrir.

 

Además se faculta a los empleadores a solicitar al Programa Nacional de Discapacidad (PRONADIS) que le suministre datos de posibles postulantes a los puestos de trabajo, que reúnan las condiciones e idoneidad para acceder a los cargos del llamado.

3- Sobre el costo de los servicios de los operadores laborales.Otro punto aclarado por el Decreto es quién debe afrontar los costos de los servicios brindados por los operadores laborales los que podrán ser cubiertos por el Ministerio de Desarrollo social (MIDES) y la Comisión de Inclusión Laboral.

Si se solicitare por un empleador que se cubra ese costo y la resolución a dicho pedido fuera negativa, el empleador podrá contratar por su cuenta y a su exclusivo costo, los operadores laborales que entienda necesario.

4- Mecanismo de certificación de la discapacidad y contenido del certificado.Se reglamenta al detalle el procedimiento de certificación de la discapacidad, el cual debe ser expedido por el MIDES en coordinación con el Ministerio de Salud Pública. Los profesionales que emitan el dictamen de discapacidad dejarán constancia del porcentaje de discapacidad global, la causa principal de dicha discapacidad, la existencia o no de movilidad reducida y la indicación expresa de las tareas que pueda y no pueda realizar la persona certificada con discapacidad.

En dicha certificación deberá constar  si la discapacidad del solicitante es permanente y el plazo de validez de la misma. Vencido dicho plazo, deberá realizarse una nueva evaluación para su renovación.

5- Plazo de licencia sin goce de sueldo y su acreditación ante el empleador.Se establece que el plazo de licencia sin goce de sueldo para personas con discapacidad de hasta tres meses continuos o discontinuos al año, refiere a años civiles completos, debiéndose efectuar los ajustes a prorrata para los años civiles en que el tiempo de relación laboral haya sido inferior.

Respecto a la certificación médica para acreditar la solicitud de licencia, la misma deberá gestionarse por el empleado que desee ampararse en dicho beneficio ante el Banco de Previsión Social (BPS) y deberá presentar: cédula de identidad, constancia de inscripción en el Registro Nacional de Personas con discapacidad, historia clínica con documentación médica actualizada de los últimos dos años y documentación probatoria que fundamente la solicitud de la licencia vinculada a la discapacidad.